domingo, 1 de abril de 2018

NOTICIA: La etnografía leonesa pierde uno de sus baluartes



Miguel Ángel Cordero López

El fallecimiento el pasado miércoles del Director del Museo Etnográfico provincial de León, José Ramón Ortiz del Cueto, nos embarga de tristeza. Tras una enfermedad de casi cuatro años, que le fue minando progresivamente, los que hemos tenido el honor y el privilegio de contar con su noble y sincera amistad, pudimos comprobar que pese a dicha enfermedad, su amor y dedicación a su trabajo al frente del Museo Etnográfico seguía siendo su principal cometido, llevando a cabo proyectos en los que se volcaría de lleno como en toda su labor etnográfica, poniendo una pasión digna de admirar.

Tuve la suerte de que Dª Concha Casado nos presentara hace unos cuantos años y desde un principio comenzamos a llevar a cabo proyectos en común. Con Dª Concha, pusimos en marcha el segundo volumen de Un Carro chillón y algo más…. fotografías del año 1926 sobre el curso de la Escuela de Cerámica de Madrid en Val de San Lorenzo, José Ramón tuvo una labor primordial en este proyecto pues restauró numerosas fotografías muy deterioradas, asimismo fue autor del texto titulado: La Fotografía Documental y Etnográfica de la Escuela de Cerámica de la Moncloa en el Val de San Lorenzo en 1926. Fotos de Aniceto García Villar.

Más adelante, iniciamos un proyecto junto con Dª Concha en el cual ella estaba muy interesada, consistente en la catalogación de las diversas artesanías tradicionales de las comarcas leonesas como a ella le gustaba definirlas, comenzando por la cestería. Hicimos recorridos por toda la provincia buscando familiares de los artesanos cesteros que Dª Concha había visitado en la década de los 90 del pasado siglo; este proyecto muy avanzado, tuvo que ser aplazado por el inicio de la enfermedad de José Ramón.

Otro de nuestros proyectos fue a raíz de la conmemoración del centenario de la Escuela de Cerámica de Madrid dada la relación de ésta con Joaquín Sorolla, de hecho el fundador y primer director de la misma, Francisco Alcántara era amigo personal del Maestro de la luz. Recuerdo que cuando le propuse impartir juntos una conferencia sobre dicho tema, José Ramón se interesó de inmediato, más aún si cabe al saber que Alcántara era cordobés como él.

Estando siempre dispuesto a compartir su sabiduría, el Museo Textil de Val de San Lorenzo contó con el privilegio de tenerle como ponente en unas cuantas ocasiones y honrarse con su presencia. Asimismo, aceptó con ilusión el nombramiento como Tutor de la Feria Artesanal Infantil de Val de San Lorenzo, una creación de Concha Casado.

He tenido la suerte y el honor de contar con su amistad, José Ramón compartió conmigo desde el primer momento en que accedió al cargo como director del Museo Etnográfico Provincial de León sus amplios conocimientos sobre la cultura tradicional leonesa, no en vano sus raíces por vía materna eran de esta tierra, concretamente de la localidad de Valverde Enrique.

León pierde mucho con su ausencia, pero nos deja una serie de pautas a seguir que al igual que lo hiciera nuestra querida y respetada Concha Casado, debemos cumplir. Su amor a esta tierra que era la suya lo merece. Descansa en paz José Ramón.

1 comentario:

  1. QUE PENA!!
    LO SIENTO SIEMPRE ES TRISTE UNA PERSONA ASI...


    ResponderEliminar